El CEO de Ripple, Brad Garlinghouse, recurrió a Twitter para negar las recientes y explosivas afirmaciones realizadas por Crypto Leaks, una publicación en línea centrada en noticias relacionadas con la corrupción y el fraude en el ecosistema de las criptomonedas.

Crypto Leaks publicó una nota el viernes que contenía una serie de vídeos cortos de una fuente desconocida. La nota afirmaba que Ava Labs formó un pacto secreto con el bufete de abogados para utilizar el sistema legal estadounidense «al estilo gángster» para «atacar y perjudicar a proyectos de criptomonedas».

La misma nota también alegó que el CEO de Ripple, Brad Garlinghouse, financió un bufete de abogados para atacar a las empresas de la competencia. El informe decía que Roche, quien fundó Roche Freedman, trabajaba antes con Boies Schiller Flexner, un bufete que representaba a Ripple en su demanda contra la Comisión de Valores (SEC) de Estados Unidos.

Roche supuestamente se dirigió a Garlinghouse para que invirtiera en un bufete de abogados que se dirigiera a las empresas de criptomonedas competidoras con demandas bastante similares a las que Ripple estaba enfrentando en ese momento. Y Kyle afirmó que Garlinhouse aceptó su propuesta.

«Por las razones que sean, Brad Garlinghouse invirtió en Kyle Roche y lo apoyó en su camino actual, ciertamente no lo salvó de la SEC».

El CEO de Ripple usó su cuenta de Twitter para negar cualquier acusación de este tipo y afirmó que «nunca se ha reunido ni ha hablado con (y mucho menos ha invertido en) Kyle Roche.»

La reciente serie de acusaciones de Crypto Leaks contra Ava Labs y Brad Garlinhouse creó un gran revuelo en la industria de las criptomonedas, pues ambos CEO de la firma han negado cualquier lealtad a Kyle Roche y su bufete de abogados.

La comunidad de Ripple y XRP se apresuró a salir en defensa del CEO de la compañía, donde un usuario señaló la falla en el argumento presentado por Crypto Leaks. El usuario señaló que las afirmaciones se basaban en los comentarios de Kyle, que luego fueron presentados como hechos sin pruebas.

Mientras que Garlinghouse negó haber invertido en un bufete de abogados que apunta a la competencia, el cofundador y presidente ejecutivo de Ripple, Chris Larsen, estuvo infamemente involucrado en la campaña para cambiar el código de Bitcoin.

Aclaración: La información y/u opiniones emitidas en este artículo no representan necesariamente los puntos de vista o la línea editorial de Cointelegraph. La información aquí expuesta no debe ser tomada como consejo financiero o recomendación de inversión. Toda inversión y movimiento comercial implican riesgos y es responsabilidad de cada persona hacer su debida investigación antes de tomar una decisión de inversión.

Sigue leyendo:

Las inversiones en criptoactivos no están reguladas. Es posible que no sean apropiados para inversores minoristas y que se pierda el monto total invertido. Los servicios o productos ofrecidos no están dirigidos ni son accesibles a inversores en España.

You need to log in to make a transfer.